PESCA EN AGUAS CALMADAS II

PESCA EN AGUAS CALMADAS II

Los bajos trenzados de nylon hueco facilitan mucho el lanzado y la deriva de una mosca seca en cualquier tipo de aguas y muy especialmente en aguas calmadas o someras. Otra cosa es encontrarlos de buena calidad. En España solo existe un manufacturador concienzudo de este tipo de bajos de nylon. En Francia hay algunos como Guy Plas, Bass de Ligne Tissé y Orvis también vende bajos de nylon trenzados huecos a un precio bastante elevado. Para mí los bajos españoles son los mejores y más económicos.

También se pueden utilizar bajos de línea cónicos de muy buena calidad y que pueden alargarse y amoldarse a nuestra manera de pescar añadiendo únicamente un trozo de nylon de longitud suficiente. Los que mejor resultado me han dado son los bajos cónicos que fabrica Trout Hunter y los Leeda. Para pescar a mosca seca hay que prescindir siempre de los hilos fluorocarbonados porque tienen tendencia a hundirse. El Nylon es muy bueno para pescar en este tipo de aguas casi paradas y cristalinas. Cualquier nylon que se extienda bien, no rice y tenga una buena resistencia es bueno para la pesca en aguas paradas. El conocidísimo Stroft en sus variantes GTM y ABR son hilos de pesca de gran calidad y de un precio más que razonable.

Las moscas a utilizar en este tipo de aguas o mejor dicho, las que yo utilizo siempre, son modelos tradicionales que muchos pescadores ya descartan por ser demasiado viejos. Una mosca interesante es la Red Tag en anzuelos del 16 siempre de la mejor calidad. Otra es la humilde efémera ignita (Ephemerella ignita) muy abundante en todos los cauces fluviales bajos y extraordinaria pescadora. La ignita es mejor montarla con alas, mucho más pescadora que el montaje en paracaídas, ya que es de reducido tamaño 18 o 20 y las alas erguidas ayudarán a verla entre las hierbas acuáticas.

Otra mosca bastante desconocida que pesca peces astutos en aguas lentas o muy lentas es La Peute. Esta mosca fue inventada por los pescadores franceses del Jura. La mosca tiene un aspecto desaliñado y muy despeinada. Imita una efémera que está en plena muda para convertirse en un insecto perfecto o imago. El color de esta mosca es muy discreto, un marrón oscuro con alas grisáceas. Se monta con un anzuelo del 16 o del 18.

Finalmente un insecto importante en estas aguas calmadas son los quironómidos. Los quironómidos son malos nadadores y son unos insectos tan pequeños y diminutos que es difícil imitarlos en superficie dado su reducido tamaño. Los que utilizo son quironómidos en spent o emergentes en colores negros o tabacos en anzuelos del 18, 20 y 22. Siempre tratando de montarlos en anzuelos con una curvatura lo suficientemente ancha para poder sujetar en lo posible a un gran pez.

Un aspecto notable, es el clavado de una gran trucha cuando está comiendo estos insectos que aparecen en aparatosas eclosiones. Cuando el pez tome nuestra mosca hay que contar hasta 3 o decir “viva la pesca”. Es la única manera que nuestra artificial se introduzca lo suficientemente profundo en la boca de la gran trucha. El vómer de una vieja trucha es muy duro en la parte anterior, es decir, entre las fauces de la gran trucha, pero se vuelve más blando un poco más abajo, y es allí donde debemos dejar que se clave nuestro minúsculo anzuelo. De lo contrario el durísimo vómer de nuestra amiga se encargará de que el pequeño anzuelo tenga muchas dificultades de clavarse en profundidad y en consecuencia perderemos al pez a medio combate o a las primeras de cambio.

Los tricópteros en el “Coup de Soir” también suelen ser efectivos moviéndolos en la superficie, es decir, haciéndolos patinar en el agua como hacen los naturales durante la eclosión vespertina.

Los lanzamientos en aguas calmadas pueden ser a media distancia pero a veces debido a la gran profundidad de estas aguas pueden llegar a ser largos o muy largos. Un lanzamiento muy largo es un lanzamiento de 25mts o más.

Otro aspecto de suma importancia, es moverse muy despacio para no provocar oleaje que será advertido de inmediato en estas aguas someras que además acostumbran a ser un espejo. Muchas veces la inmovilidad y la observación concienzuda unida a un lanzamiento impecable será nuestra única arma a esgrimir.

La pesca a ninfa es también aconsejable y a veces muy efectiva. Una ninfa muy indicada es la Phaisant Tail. Esta ninfa imita muy bien una efémera en ascensión a la superficie. Debe ser una ninfa montada en un anzuelo para ninfa del número 16 o 18 y plomada en el cuerpo con hilo de plomo o con una bola de tungsteno en la cabeza de 1.5mm a 2.8mm deberían ser suficientes o más que suficientes, para esta imitación. Cuando lancemos esta artificial conviene dejarla hundir lo conveniente para que pueda hacer bien su trabajo.

Carles V.

Translate »